Renzi gana la finta batalla sin adversarios

Renzi

En la primera fase de las elecciones primarias del Partido Democratico, Renzi aplasta sea su verdadero adversario Michele Emiliano, ultima expresión de la disidencia salida por la mayoría fuera del Partido, sea el candidato de fachada Orlando que tiene que mantener la credibilidad de la competición.

En esta primera fase fueron llamados a elegir el nuevo (o viejo) lider del Partido Democratico los circulos y las secciones en ambito nacional que apuntaron decisamente sobre Matteo Renzi ganador con el 68% contra el 26% del actual ministro de la Justicia Andrea Orlando ya en el gobierno Renzi y el 6% del gobernador de Apulia, el fiscal Michele Emiliano que replanteó su iniciativa de división, permanecendo en el Partido.

Ahora la palabra va a los electores y no electores del Partido Democratico, aunque no inscritos y certificados en las secciones que pueden elegir su lider en elecciones primarias abiertas con el pago de cinco euros y la aceptación del programa politico del Partido que ni siquiera fue claro para los miembros de los circulos que ya votaron y en caso de falta de victoria con más del 50% entre los candidatos, siguierá el balotaje.

La duda es: ¿puede ser creible una competición donde el unico posible antagonista de Matteo Renzi es el ministro de la Justicia empulsó para la aprobación de la reforma del sistema judicial penal querida por Matteo Renzi, muy proximo al secretario dimisionario y que rechazaría la candidatura a jefe del gobierno aunque si secretario elegido del partido proprio a favor de Matteo Renzi?

¿Puede ser creible una competición relanzada y querida por un lider que perdió las elecciones municipales y el referendum constitucional (en que declaró su renuncia a la politica en caso de derrota) y ahora se presenta como triunfador solo porqué sabe que la gran parte de la asemblea de su Partido está formada por todos los miembros proximos a el mismo después de la escisión de la vieja guardia y de los disidentes?

¿Puede ser creible una competición donde las otras fuerzas politicas pueden participar y algunos de estos partidos son los mismos que ahora apoyan y en los meses pasados apoyaron el gobierno de Matteo Renzi como los centristas, los disidentes de Fuerza Italia y incluso algunos miembros del partido de Silvio Berlusconi que no oculta que sería preferible una victoria de Renzi y una futura alianza con el más que una coalición con la Liga Norte y la extrema derecha.

Esta no es solo una cuestion de partido pero también un problema de gobierno porqué el dualismo europeo está basado unicamente sobre el conflicto entre los populistas (Grillo en Italia, Le Pen en Francia, Alternativa para la Alemania en Alemania) y los candidatos de las lobbies (Macron en Francia, Schulz en Alemania y proprio Renzi en Italia)…¿Y el pueblo. El pueblo tiene que sufrir esta nueva farsa de bajo estilo.

Publicado por
Todo el contenido publicado es de exclusiva propiedad de la persona que firma, así como las responsabilidades derivadas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *