Italia ya entrona su nuevo Caudillo en Pontida

pontida_salvini

El llamado de Matteo Salvini al pueblo de la nueva Lega reune 75.000 militantes en lo que fue el feudo y el encuentro originario de la Lega Norte del fundador Umberto Bossi y de su sucesor natural Roberto Maroni pero que hoy parece más cerca de partidos como el Frente Nacional de Le Pen y Fidesz de Orban respecto al partido regional de 20 años hace.

La ola verde (o nera, aunque el color más evidente de las banderas y las camisetas en la manifestación fue un inedito morado) se reune a Pontida, entre Milán y Bergamo, donde todo comienzó con un partido regional que Umberto Bossi llevó al 15%, con el grito de “independecia de la Padania”, “fuera los terroni” así se identificaban los migrantes del Sur del país y que de Lombardia y Veneto llegó al gobierno con Silvio Berlusconi en 1994.

Parece que fue hace un siglo de esos momentos, porqué hoy en el campo de Pontida el pueblo de la Lega fue constitudo por ciudadanos de Lombardia y Veneto sino también de Toscana, región “roja” por tradición y de Molise y Abruzzo regiones del Sur que en las ultimas elecciones votaron por Lega con el 5-6% de porcentaje, resultado historico a pese de la origen del partido y de su acusación al Sur de ladrones y holzaganes.

Pasó el tiempo y convertió las perspectivas de los ciudadanos italianos que ahora ven en la Lega de Salvini la ultima frontera contra la invasión de los migrantes, la Unión Europea de los burócratas y de los impuestos, la presunta superioridad economica de Alemania y de Francia y así la alianza entre los verdes de Lega y los amarillos ahora es la esperanza de las promesas de menos inmigración y cargo fiscal y más rentas minimas y jubilaciones.

Salvini fue acogido como el triunfador de esta nueva temporada politica y el mismo se describió como el salvador de Italia, tomando el credito del bloqueo de los puertos italianos contra los ONG, del rechazo a los migrantes en frente a Unión Europea, de la reforma de los jubilaciones y del numero de vacunas obligatorias dejando a los aliados amarillos las migajas y el embarazo de decir si, sin ventaja o decir no con el riesgo de ser acusados del fracaso de alianza.

Lega robó sea al Movimiento Cinco Estrellas que al centroderecha de Berlusconi casi el 11% y llegó al 28-29% en los sondeos por efecto de la gran presencia televisiva de su lider y de la obra de persuasión sobre el orgullo italiano, con lemas muy similar al Trumpismo “Antes de todo los italianos”, “como parecía imposible destruir el muro de Berlín y pasó, así nos vamos a romper el muro de Europa”, “los migrantes volverán a casa porqué nos no queremos delincuentes”…

Salvini restituyó a un pueblo cansado, viejo y impobrecido el sueño (o la ilusión) de un país seguro, respetado y orgulloso con la retorica más modernizada y casera del ideal “Dios, patria y familia” y se aprovecha de los primeros resultados de su politica de la que no se conoce el resultado final de todas formas destinados a dos vías: la victoria en un escenario europeo de nacionalismo y cinismo o la perdida con el riesgo de una deriva hacia el enfrentamiento etnico y social.

Publicado por
Todo el contenido publicado es de exclusiva propiedad de la persona que firma, así como las responsabilidades derivadas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *