El Partido Democratico rechaza el regreso liderista de Renzi

Marco Minniti se confia al pueblo del Partido Democratico en Milán, con ocasión de la fiesta nacional y pide a los militantes de rechazar la estrategia del miedo y de la indignación como medios para seguir en popularidad y seguridad impulsada por Salvini y Lega Nord.

Marco Minniti se introduce en el pabellón posicionado a lado de la Darsena, el lugar más sugestivo de Milán, cruce entre la movida y la periferia y el publico lo ovaciona, uno entre pocos que aún tienen apoyo en el Partido Democratico donde sigue la critica contra la clase dirigente constituida por Matteo Renzi y su gobierno al que también Minniti no se contiene en la critica, acusando el liderismo y el protagonismo de una parte de la izquierda.

El ex Ministro de Interior reivindica la linea politica de su gerencia de inmigración y seguridad en el país durante el gobierno Gentiloni y la segunda fase demasiado tardiva de la izquierda que suscribió acuerdos con Libia y Tunicia, empezó la cooperación con las Naciones Unidas por la protección internacional de los refugiados que vienen de Africa y impulsó el historico Tratado de Roma entre los clans principales de Lybia.

“Si siguemos con la politica de miedo y de expulsiones sin resolver juntos con Europa el problema de Africa y si pensamos ganar la aprobación del publico, buscando siempre un enemigo como este gobierno y su Ministro del Interior hacen cada día, debemos saber que no habrá libertad y democracia sin seguridad y no habrá seguridad solo con miedo, armas y puertas cerradas aunque el gobierno Conte no está consiguiendo ni expulsiones ni seguridad”, así declaró el diputado del Partido.

Durante su encuentro Minniti criticó a Salvini por su falta de responsabilidad y respecto por las instituciones (referiendose a las critica del actual Ministro del Interior contra los jueces que lo acusan de secuestro de personas), pidendo de ser recordado ní como dirigente politico y ni siquiera como un ministro eficiente sino sólo como un hombre que logró servir a su país con honor y dignidad que no se compran con los votos, la aprobación del publico.

Al final Minniti pidió a sus compañeros de partido de dejar el protagonismo y el liderismo porqué “al pueblo de la izquierda no interesa lo que nos haremos o nuestra obsesión de volver lo más rápido posible al gobierno sino que nos rescatamos la confianza de la gente y volvemos a hablar de democracia y libertad juntos con la población que sienten el peligro de una perdida de ideas y de relación”, alusión clara a Renzi que desde Florencia anunció su voluntad de permanecer al centro de las decisiones del partido.

 

 

 

Publicado por
Todo el contenido publicado es de exclusiva propiedad de la persona que firma, así como las responsabilidades derivadas.
Publicado en Actualidad


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *