Es de plata la selección que embarazó la politica italiana

Italia_voleibolfemenino.jpg

Se apagó en Final el sueño de la selección italiana de voleibol femenino en el Campeonato Mundial en Japón que fue derrotada por Serbia y ganó la admiración del país embarazando el gobierno “negro” por su ejemplo de integración y pluralismo cultural.

La selección italiana de voleibol femenino se paró a punto del triunfo en el Mundial en Japón en que ganó 13 partidos, se quedó delante de los equipos favoritos de Rusia, Brasil y Estados Unidos pero faltó la Final contra Serbia más cinica y experta en frente a un grupo que tiene 23 años de edad media y que fue la surprisa del torneo.

Italia perdió 3-2 luego de una doble ventaja en el primero y en el tercero set y luchando hasta la ultima pelota con un resultado de 13-12 por Serbia en el quinto set en el que fue decisiva la incertidumbre en la fase ofensiva de Myriam Sylla, una de las grandes protagonistas italianas que garantizó a la selección eslava los puntos finales.

Sin embargo la selección italiana no solo fue un modelo deportivo sino también un caso politico que embarazó el país en un periodo de dura oposición a la inmigración y de racismo entre los militantes de las dos fuerzas politicas que lideran el gobierno, porqué las protagonistas principales de esto equipo fueron Paola Egonu, nacida en Cittadella en el centro de la militancia de la Lega Norte, hija de padres nigerianos y ciudadana italiana y Mriam Sylla de Palermo, hija de padres marfileños.

Himno Nacional antes de la Final

La selección de voleibol femenino fue indicada como un modelo de integración entre ciudadanas italianas de Napóles y del Norte de Italia (particularmente en Veneto y Lombardia donde principalmente se encuentran los clubes de voleibol) y sobre todo con ciudadanas italianas originarias de otros paises como Costa Marfileña, Nigeria, Bulgaria, Alemania.

Proprio Myriam Sylla declaró “por todos nos somos un modelo de integración pero es perfectamente normal para nosotros” y subrayó el momento particular de la politica y de la sociedad italian cuando durante un prográma radiofonico de sátira politica al conductor que le preguntaba si el ministro Salvini la había llamada para felicitarse ante de la Semifinal, afirmó “Oh estoy escuchando como el está saltando de alegria”

Ningúna autoridad politica efectivamente, fuera del Jefe de Estado Mattarella que además les invitó al Palacio de Quirinale antés de la Final, llamó al equipo y a su entrenedor para felicitarse y dar ánimo ní las instituciones politicas como el Ministro de Deporte Giorgietti, el también exponente de Lega Norte, ní el presidente del Comite Olimpico italiano viajaron en Japón a pesar de los grandes resultados de la selección que ganó el apoyo de los italianos que registraron record de audencia en tv y en los contactos de Facebook.

Publicado por
Todo el contenido publicado es de exclusiva propiedad de la persona que firma, así como las responsabilidades derivadas.
Publicado en Actualidad


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *